sábado, 12 de marzo de 2011

CULTURA

Fernando Pessoa       
Portugués
1888 - 1935

Fernando Antonio Nogueira Pessoa nació en Lisboa el 13 de junio de 1888, y es considerado el autor literario moderno más importante de Portugal. Su padre murió de tuberculosis cuando él era pequeño y su madre se casó con el cónsul portugués en Durban, Sudáfrica, y la familia vivió allí entre 1896 y 1905 (Fernando Pessoa estudió en Durban y en Ciudad del Cabo). El idioma inglés se convirtió así en su segunda lengua y le permitió trabajar como traductor técnico. Escribió sus primeras obras en inglés, influido por William Shakespeare y John Milton. Volvió a Lisboa en 1906 a la edad de 17 años para estudiar en la universidad en el Curso Superior de Letras, pero una huelga estudiantil puso fin a sus estudios y comenzó a trabajar para un comerciante, redactando su correspondencia.

En 1914 empieza a escribir poemas de sus heterónimos, que representan diferentes cosmovisiones: la clasicista y horaciana de Ricardo Reis, la técnica, whitmaniana y futurista de Álvaro de Campos, la de Bernardo Soares ("autor" del Libro del desasosiego, una entretenidísima metafísica del aburrimiento) y la distanciada de Alberto Caeiro, a quien Pessoa sintió como su maestro, poeta amante de la naturaleza y las sensaciones puras, escéptico y poco dado al vicio de pensar y a las reglas métricas, entre otras muchas voces menos perfiladas, algunas de ellas femeninas.
Empezó a traducir y a escribir para la revista de vanguardia Orpheu (1915), Atena, dirigida por él mismo, Ruy Vaz (a partir de 1924) o Presença (en 1927). En 1926 Pessoa requiere la patente de invención de un Anuario Indicador Sintético, por Nombres y Otras Clasificaciones, Consultable en Cualquier Lengua. En esta época dirige junto con su cuñado la Revista de Comercio y Contabilidad. Su primer libro de poemas, Antinous, apareció en inglés en 1918. Su primera obra en portugués, el poema patriótico Mensagem (Mensaje), única que publicó en vida, no apareció hasta 1933. El 30 de noviembre de 1935 muere en Lisboa a los 47 años, dejando una descomunal obra inédita que todavía suscita análisis y controversias.

ANÉCDOTAS

  • En una tarde en que José Régio tenía pensado encontrarse con Pessoa, este apareció, como de costumbre con algunas horas de retraso, declarando ser Álvaro de Campos y disculpando a Pessoa por no haber podido acudir a la cita.
  • El poeta trabajaba como corresponsal comercial, en un puesto que hoy podríamos denominar free lance. Así podía trabajar dos días a la semana, dejando los restantes para dedicarse a la literatura.
  • Cecília Meireles fue a Portugal para dar conferencias en la Universidad de Coimbra y Lisboa, en 1934. Uno de sus grandes deseos era conocer al poeta, de quien era admiradora. A través de una de las oficinas donde trabajaba Pessoa, consiguió comunicarse con él y programar una cita. Ese encuentro fue marcado para el mediodía, pero ella esperó inútilmente hasta las dos de la tarde, sin que Pessoa diera señales de vida. Cansada de esperar, Cecilia volvió al hotel y allí tuvo la sorpresa de encontrar un ejemplar del libro Mensagem y un recado del misterioso poeta, justificando que no compareciera porque consultara los astros y, según su horóscopo “los dos no se encontrarían”. Realmente, no se encontraron, ni hubo más oportunidades para ese encuentro: al año siguiente Pessoa falleció.
  • Pessoa medía 1,73 m de altura, de acuerdo con su Documento de Identidad.
  • El parte de defunción de Pessoa indica como causa de la muerte "bloqueo intestinal".
  • La Universidad Fernando Pessoa (UFP), con sede en Oporto, fue creada en homenaje al poeta.
  • Fernando Pessoa fue el primer portugués en figurar en la Pléyade (Collection Bibliothèque de la Pléiade), prestigiosa colección francesa de grandes nombres de la literatura.
  • Es significativo que en portugués el apellido Pessoa es común, y significa "persona": los hablantes de portugués perciben ese doble sentido.
  • Ophélia Queiroz, su novia creó un heterónimo para Fernando Pessoa: Ferdinand Personne. En francés, "Ferdinand" es el equivalente a "Fernando", y "Personne" significa "persona" (como "pessoa", que es "persona" en portugués) y también significa, como adverbio, "nadie". Es un juego de palabras: Fernando, al haber creado otras personalidades, no habría tenido un yo definido.
  • El cantante brasileño Caetano Veloso compuso una canción llamada "Língua" en la que existe un fragmento inspirado en un artículo de Fernando llamado "Mi patria es la lengua portuguesa". El fragmento dice: La lengua es mi Patria / Y no tengo patria, tengo matria / Yo quiero fratria. El compositor Tom Jobim transformó el poema El Tajo es más bello que el río que corre por mi aldea en música. La cantante Dulce Pontes musicalizó el poema El Infante, El grupo lusitano de Goth Metal Moonspell, musicalizó el poema Opio.También el grupo Secos e Molhados puso música al poema "No, no digas nada".Y la cantautora Liliana Felipe adaptó y musicalizó "Tabaquería".
  • El periódico Expresso y la empresa Unisys crearon, en 1987, el Prémio Pessoa, concedido anualmente a la persona o personas, de nacionalidad portuguesa, que se haya distinguido como protagonista en la vida científica, artística o literaria.
  • En 2006, la empresa Unicre lanzó una tarjeta de crédito llamada "A palavra" que permite al titular escoger una entre seis frases de Fernando Pessoa o sus heterónimos para grabarla en ella.
  • En su álbum "La Residencia de los Dioses", los creadores de Astérix homenajearon a Pessoa haciendo aparecer a un esclavo de origen lusitano que recitaba poesía.

Pessoa dejó escrita una nota biográfica, escrita el 30 de marzo de 1935, parcialmente publicada como introducción al poema "À memória do Presidente-Rei Sidónio Pais" (A la memoria del Presidente-Rei Sidónio Pais), editado por la Editorial Império en 1940. Siendo el texto de autoría del propio Pessoa, deberá notarse que constituye una biografía bastante subjetiva e incompleta, hecha de acuerdo con los deseos e interpretaciones de él mismo en ese momento de su vida.

Tomado de: Vikipedia
************************************
Autopsicografía
Fernando Pessoa

El poeta es un fingidor.
Finge tan completamente
Que hasta finge que es dolor
El dolor que de veras siente.

Y quienes leen lo que escribe,
Sienten, en el dolor leído,
No los dos que el poeta vive
Sino aquél que no han tenido.

Y así va por su camino,
Distrayendo a la razón,
Ese tren sin real destino
Que se llama corazón.


Fernando Pessoa

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada