domingo, 28 de febrero de 2010

POESÍA LIBRE


Saeta

La flecha del ingenio
hundió sus raíces en el mar;
y apuntó amorosamente
al corazón.
Dio galas,
ensueños,
vida,
orgullo
y pasión.
En orientación perfecta
lo acuna el poniente,
y lo alimenta
el sol naciente.
Vaivenes,
calmas
y bravías ondas,
abrazan su alma férrea.

Marta Carolina Palmeyro

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada